No Es Ilegal, Pero Es Inmoral

Lo dijo un experto en políticas fiscales: “No es ilegal, pero es inmoral”. Se refería a las transacciones asentadas en los documentos denominados en medios periodísticos Pandora Papers, que fueron filtrados al Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés) sobre las actividades financieras de políticos, empresarios, estrellas del espectáculo y del deporte, organizaciones religiosas y hasta delincuentes prófugos en paraísos fiscales.

Aunque los investigadores del tema afirman que el caso Pandora y su antecedente, los Panama Papers son una revelación, en realidad son una evidencia irrefutable de lo que se ha sabido desde siempre: Los multimillonarios del mundo se niegan a pagar impuestos como cualquier hijo de vecino asalariado que anualmente debe entregar la mitad de sus ingresos a la hacienda pública para mantener la viabilidad del Estado ⏤ de cualquier Estado ⏤ y, peor aún, que una parte no cuantificada todavía de esos ingresos de la población van a parar a cuentas en los hoy famosos paraísos fiscales, de dinero público saqueado por funcionarios públicos corruptos, y eso sí es ilegal.

Especialistas en el tema tributario aseguran que las empresas offshore (fuera de las circunscripciones fiscales nacionales) no es delito, siempre y cuando las autoridades correspondientes sean informadas de la existencia de las mismas y de sus actividades; sin embargo, hasta ahora, lo que sucediera en un paraíso fiscal se quedaba en ese paraíso fiscal. ¿Y ahora, dónde se refugiarán los ricos y los corruptos? ¿En el mundo de las criptomonedas? Y a ti, ciudadano de a pie, ¿cómo te afecta? Lee el análisis completo sobre los Pandora Papers en InfoPerspectivas TribuAmericas®.